“Simulando el sistema digestivo”, una experiencia de laboratorio que realizaron alumnos de 1° año

Desde el Laboratorio del IES, con la convicción de que generar espacios de práctica en los estudiantes propiciará el desarrollo de aprendizajes significativos, se planteó en esta oportunidad la experiencia de “Simular nuestro sistema digestivo”. Dicha actividad fue diseñada y llevada a cabo por la Ayudante Técnica de Laboratorio Gabriela Berioli, y tuvo como objetivo reforzar los contenidos de la asignatura “Biología” de 1° año.

La simulación es una estrategia de enseñanza-aprendizaje grupal que posibilita que los estudiantes se concentren en un objetivo, permitiendo la reproducción de un determinado procedimiento o técnica, y posibilitando que todos apliquen un criterio normalizado para representar circunstancias, hechos o acontecimientos.

Los objetivos de este trabajo práctico fueron: interpretar el funcionamiento general del sistema digestivo; reconocer las distintas partes del sistema digestivo y comprender la función de cada órgano del sistema, mediante la realización de una simulación con objetos y materiales caseros traídos por los estudiantes. Los mismos se organizaron en grupos y con el material traído reconstruyeron el “camino” que sigue el alimento desde que ingresa al tracto digestivo hasta su salida del cuerpo. Para interpretar y comprender el proceso, los alumnos se fueron guiando por una serie de pasos a seguir y, bajo la supervisión de la ayudante técnica y el docente, fueron llevando a cabo las representaciones y la simulación del pasaje del alimento y sus transformaciones en cada parte del sistema digestivo.

Durante la realización del mismo se fueron haciendo una serie de preguntas y respuestas para ir comprendiendo qué órgano del sistema digestivo representaba cada objeto y qué función estaba llevando a cabo en dicho paso. Así, por ejemplo, se colocaron los alimentos en un bowl y se aplastaron con el pisapapas para compararlo con la acción de los dientes al triturar la comida en la boca. El agregado de agua simuló la saliva, el pasaje de la comida por el esófago hacia el estómago se recreó haciendo pasar el “bolo alimenticio” por un tubo de cartón hacia una bolsa hermética. Allí se agregó vinagre a modo de “jugos gástricos” y se masajeó el contenido simulando las contracciones peristálticas del estómago. El camino continuó por una media de nylon que representaba el intestino delgado, el cual ‘”filtra y absorbe los nutrientes” para ser repartidos por la sangre al resto del cuerpo y lo que no se aprovecha aquí sigue al intestino grueso (toalla o repasador) que termina de absorber y secar para luego generar el desecho.

La experiencia resultó muy interesante ya que los estudiantes pudieron apropiarse de los conceptos de una manera didáctica y divertida. Esto se evidencia en algunos de sus testimonios:

  • A mí me pareció divertido, y mirando el proceso en vivo y en directo es más fácil de acordarse de lo que pasa en cada órgano del sistema digestivo. Aunque fue un poco asqueroso. Li Morer (1° año C)
  • A mí me pareció muy bueno hacerlo en equipo y que cada uno haga una parte. Me encantó porque se comprende bien cuál es cada parte del sistema digestivo. También fue muy divertido y sirve mucho para cuando llegue el momento de la prueba. En pocas palabras, me fascinó. Sofia Castro Nemessi (1° año C)
  • A mí me gustó mucho y me pareció una buena experiencia y siento que me fue más fácil aprender el proceso. Anita Sánchez Nuñez (1° año D)
  • Me pareció muy divertido, ya que me gustó la manera en la que nos enseñaron que pasa con la comida cuando la tragamos, yo lo entendí a la perfección, gracias a lo aprendido en clase y a lo visto en el laboratorio. Martin Mocchegiani (1° año D)
  • A mí me pareció un trabajo muy divertido y un poco asqueroso, pero la verdad con este trabajo pude ver bien en detalle todo lo que pasa durante la digestión y me gustó realizar este práctico de laboratorio” Azul Tucci (1° año C)
  • A mí el trabajo me pareció muy bueno y fácil ya que era muy completo, era un simulacro muy similar al sistema digestivo, lo pasos muy bien explícitos y claros, me gustó mucho. Sofía Grosso (1° año D)
  • Yo opino que fue algo nuevo y que aprendimos cosas nuevas sobre el sistema digestivo, y que fue una experiencia linda (sacando las partes asquerosas). Julieta Rodríguez (1° año C)
  • A mí me pareció un hermoso trabajo y fue muy divertido. Una experiencia maravillosa. Brisa Sisterna (1° año C)
  • La experiencia fue como rara, saber qué es lo que pasa adentro del cuerpo, pero fue divertido. Gael Llanes (1° año D)
  • La verdad me pareció bastante divertido y medio asqueroso porque era muy gráfico. Ema Galliano (1° año D)
image_pdfimage_print