12 de octubre – Día del respeto a la diversidad cultural: el IES realizó un acto conmemorativo

En la mañana del 12 de octubre, docentes y alumnos del IES se reunieron para conmemorar el Día del respeto a la diversidad cultural. Se trató de un acto que tenía como principal objetivo reflexionar sobre la diversidad cultural americana, reafirmando, especialmente, los derechos de los pueblos originarios. Bajo la coordinación del Prof. Santiago Meneghini, se pusieron en consideración conceptos e ideas asociados a una fecha que evoca la llegada de europeos en 1492.

Dicho acto contó con la colaboración de docentes del Área Ciencias Naturales. También ofrecieron su voz los profesores Verónica Bustamante y Martín Giacchino, mientras que las profesoras Alejandrina Daza, Gabriela Berioli y Andrea Nanini prepararon el escenario con motivos referidos a la ocasión. La Bandera Nacional en esta oportunidad estuvo portada por la alumna Julia Platia, y fue escoltada por los alumnos Joaquín Cárcano y Bianca Dalponte. La Bandera de Córdoba, por su parte, estuvo portada por la alumna Sofía Requena.

En las palabras alusivas, Meneghini recordó un cambió en la designación de lo que se conmemora el 12 de octubre, para dar cuenta del cambio de paradigma cultural: “En Argentina, hasta 2010, la fecha del 12 de octubre era conocida con el nombre de ‘Día de la Raza’. Anteriormente se conmemoraba este suceso histórico bajo la óptica de ‘el descubrimiento de América’, o simplemente la llegada de Cristóbal Colón a este suelo. Sin embargo, hace 12 años, cambió su denominación a ‘Día del Respeto a la Diversidad Cultural’, revalorizando otros significados más acordes a lo que nuestra Constitución Nacional y diversos tratados y declaraciones de derechos humanos dan a la diversidad étnica y cultural de todos los pueblos”. De esta manera, se deja de lado una conmemoración centrada en el concepto de “conquista” para “dar paso al análisis y a la valoración de la inmensa variedad de culturas que han aportado y aportan a la construcción de nuestra identidad”, agrega el docente.

Seguidamente, intervino la alumna Valentina Santolino de 6° año A, para continuar con las palabras preparadas para la ocasión: “Aquí tiene lugar preguntarse: ¿cuánta de esa cultura vive hoy en la sociedad argentina? ¿Cuánto se perdió? ¿Cómo sería hoy nuestra sociedad y cultura si, en lugar de la devastación, destrucción y reemplazo de las costumbres y creencias de un pueblo sobre el otro, hubiera ocurrido un verdadero intercambio cultural?”. Al mismo tiempo, se proyectó una diapositiva de la distribución en el territorio nacional de los cuarenta pueblos indígenas que habitan o han habitado este suelo.

A continuación se compartió a todos los presentes un video, que tematiza de manera crítica los principales hechos que involucraron la llegada de Colón al suelo americano y las lecturas que se hicieron a lo largo de la historia de ese acontecimiento.

Luego tomó la palabra la Prof. Bustamante, para reseñar el proceso de colonización: “Como es bien sabido, la magnitud de la destrucción de la cultura americana nativa se debió a diversos factores, entre ellos la superioridad bélica de los invasores y también a las enfermedades epidémicas que los españoles trajeron para las cuales los habitantes de los pueblos originarios no tenían anticuerpos desarrollados. Pero hubo otro factor determinante y de gran peso que no se suele tener tanto en cuenta: la superioridad en el manejo de los símbolos y comprensión de los signos que tenían los extranjeros. Esto permitió a los colonizadores desarrollar una gran capacidad de adaptabilidad y entendimiento”. Esta situación permitió que los colonizadores sacaran provecho de esa diferencia para utilizarlo en su contra o para imponer sus creencias políticas y religiosas: “Para Colón lo diferente era sinónimo de ausencia. En el Nuevo Mundo no existía nada, sino que todo se estaba por fundar: nuevos nombres, nuevas creencias religiosas, nuevas costumbres. Y ésa es precisamente la misión que Colón descubre para sí: la asimilación de los indígenas”, agrega la docente.

Ariel Herrero, Santiago Meneghini, Martín Giacchino, Verónica Bustamante y Valentina Santolino

El Prof. Giacchino intervino, en última instancia, para regresar al interrogante central: “¿Cuánto de los saberes, costumbres, valores y cosmovisiones de los pueblos originarios nos perdimos? Quizás en este punto podemos tomar noción de que la pérdida es incalculable (…) A grandes rasgos, no hubo un cruce de culturas, no emergió una nueva sociedad heredada de la simbiosis de dos culturas. Durante la devastación y saqueo de américa, que comenzó en 1492, hubo una cultura que fue arrancada del suelo cual yerba mala y en su lugar se plantaron las semillas del cristianismo, se cultivaron las prácticas del mundo moderno y las costumbres del hombre blanco europeo”.

Luego del cierre del acto, docentes y alumnos se retiraron a sus aulas para comenzar la jornada escolar con importantes interrogantes para reflexionar en esta fecha.

image_pdfimage_print